Estrenos de cine

'Invencible (Unbroken)': Angelina Jolie buscando su camino


Sinopsis
Narra la historia real de Louis Zamperini, que tras participar en los Juegos Olímpicos de 1936, se alistó en las Fuerzas Aéreas de los Estados Unidos para luchar en la Segunda Guerra Mundial (1939-1945). Cuando el bombardero que pilotaba se estrelló en el Pacífico, navegó a la deriva hasta que fue capturado por los japoneses.


Ficha técnica
Año: 2014
Duración: 137 minutos
País: Estados Unidos
Genero: drama, bélico
Director: Angelina Jolie
Guión: Joel Coen, Ethan Coen, Richard LaGravenese (Libro: Laura Hillenbrand)
Música: Alexandre Desplat
Reparto: Jack O'Connell, Domhnall Gleeson, Garrett Hedlund, Jai Courtney, Takamasa Ishihara 'Miyavi', Alex Russell, C. J. Valleroy, John D'Leo, Luke Treadaway, Spencer Lofranco, Finn Wittrock, John Magaro




Crítica
Son muchos los casos últimamente en los que actores de fama reconocida (que ya no digo con talento) se pasan a la direccion. Van desde aquellos que saben hacer las dos cosas a la perfección (George Clooney), los que tienen talento actuando, pero aun más dirigiendo (Clint Eastwood), y los que son negados actuando pero han demostrado que dirigiendo son buenos (Ben Affleck). No sabría donde meter a Angelina Jolie, si lo miro desde el lado crítico, y es que Jolie es una de esas actrices a la que odias con todas tus fuerzas o a la que amas con todo tu corazón, parece que no existe un punto medio. Si me conocéis suficiente (y si no ahora lo sabréis), ella me encanta como actriz, creo que, como todos, tiene películas que valen demasiado, pero que cuando hace drama, lo hace bien, y que cuando toca ponerse las botas y liarse a puñetazos, es una de las mejores (la película sobre Lara Crof no será demasiado buena, pero a mi me encanta). Es por eso que me encanta que también se pase a la dirección. Ya vi su primera película, 'En Tierra de Sangre y Miel', y aunque, como ya dije en su día, no es perfecta, era bastante buena para ser su debut en el cine. Ahora se atreve con esta historia real sobre la guerra y el poder de la perseverancia, y cabe decir que es mejor que la anterior: poco a poco, con el tiempo, irá mejorando, y lo que es más importante, encontrando un sello personal.

Louis Zamperini es un hombre que no ha tenido una vida de lo más fácil. Inmigrante italiano en Estados Unidos, se hizo un nombre como atletista profesional, llegando incluso a participar en los Juegos Olimpicos. La Segunda Guerra Mundial estalla, y como muchos jóvenes en ese momento, se alisto en las Fuerzas Aéreas, siendo bombardero. Pero su suerte pronto cambiará: su avión se estrella en el mar, y tras días de vagar a la deriva, son atrapados por los japoneses. Son llevados a un campo de prisioneros y allí serán sometidos a toda clase de violencia.

Una de las cosas que mas me gusta de esta cinta es el hecho de su dirección. Puede ser mejor o peor,
puede estar bien rodado o tener muchos errores, pero lo que realmente importa es que la que esta al mando de todo (por decirlo así) es una mujer. Y es que, lo queramos o no, el cine parece ser un mundo de hombre, ya que por cada veinte directores, solo uno es mujer, y no porque no tengan talento, sino porque al parecer no tienen las mismas posibilidades que los hombres. Que mujeres como Angelina Jolie o Kathryn Bigelow se atrevan a ponerse detrás de las cámaras, y sobre todo contando historias bélicas, ya es todo un triunfo, porque demuestran que la guerra no es solo un mundo de hombres. Dicho esto (tenia que desahogarme, lo siento), vamos a analizar la película.

Tengo que ser sincera y decir que nunca había oído hablar de Louis Zamperini, y si alguna vez oi hablar de él, seria así brevemente y no muy bien. El caso es que cuando supe que Angelina iba a contar la historia de este señor, me atrajo. La historia de Zamperini es cuanto menos interesante, y la manera en que nos la cuentan es muy acertada. Me gustan las cintas que usan el flashback, y te lo meten en mitad de la historia presente para contar algo del pasado del protagonista, sobre todo cuando tiene que ver con lo que se esta viendo en el momento. En esta ocasión yo creo que esta bien filmado, bien usados los flashback. El guion también esta bien. No os engañéis mucho cuando aparezca el nombre de los Coen, porque es posible que solo hayan revisado el guion, como hacen mucho en Hollywood. El caso es que, aunque cuente con algunas partes que se reiteran una y otra vez, y cosas que realmente eran innecesarias para la trama, no es malo. Es entretenido, agil y bastante fiel a la historia de Zamperini, que es lo que realmente importa. 

Es ante todo una historia de supervivencia. Ya no es tanto lo que nos cuenta sobre su vida atlética, sobre su pasado en el deporte, o sin ir mas lejos, sobre su papel en la guerra, sino lo que este hombre tuvo que soportar por ser un enemigo del ejercito japones. Es cierto que pasa muy por encima en su historia, y puede llegar a caer en algunos clichés en cuanto a películas de prisioneros de guerra, pero eso no quita el empeño de contar la historia de Zamperini, y sobre todo con el respeto y el amor con que lo hace. No es perfecta, pero tampoco lo necesita. Hay escenas duras, ya que Angelina no duda en mostrar la crueldad de la guerra (ya lo demostró en su anterior película como directora), que nos dejaran con el corazón en un puño, y conseguir eso ya es mucho. Muy bien retratado también el calvario por el que paso nuestro protagonista junto con los suyos durante esos cuarenta y cinco días que estuvieron en el mar. Visualmente es correcta, al igual que la manera en que esta filmada.

Si hay algo que cabe destacar de todo esto es sus protagonistas. Algo se empieza a divisar en las cintas de Jolie, y es la fuerza de sus personajes, fuerza que no seria nada sin el buen hacer de unos actores que hacen todo lo que esta en su mano para dar la talla. Yo no conocía a Jack O'Donnell, pero creo que es un chico al que hay que observar bien de cerca, porque con un poco de suerte, y con buenas elecciones en sus papeles, puede llegar muy lejos. También destaco la labor de Dohmnall Gleeson, demostrando, una vez más, que es una delicia de actor (como su padre).

Una muestra más de que las mujeres también pueden hacer cine de calidad, y que con un poco de empeño y tesón, pueden salir grandes cosas. Es posible que aun quede mucho camino para ser como sus compatriotas masculinos, pero, con mujeres como estas, el camino se va allanando para esas mujeres que se deciden a dirigir buenas historias.

Nota: 7'5 sobre 10
Compartir en Google Plus

0 comentarios :

Publicar un comentario